InicioDestacadoReview | Saints Row (2022), el reinicio de los Saints

Review | Saints Row (2022), el reinicio de los Saints

Sé tu propio jefe, esa es tu misión en la nueva hilarante aventura de los Saints

Desde el 2015 que no teníamos una nueva entrega de la saga Saints Row. Su última entrada fue en el spin-off de la leyenda de la franquicia, Gat, en su título Saints Row: Gat out of Hell. Desde ese entonces, junto a Saints Row IV: Re-elected, no había nada de la saga.

Pero un nuevo capítulo de esta hilarante serie de videojuegos llega para las consolas de la nueva y antigua generación. En este caso, sin subtítulos, llega el reboot de estos entretenidos juegos que buscan llevar el sandbox y las pandillas a un nuevo nivel de ridiculez.

Luego de siete años, Saints Row (2022) busca ser un fresco nuevo inicio para el título. La flor de lis morada vuelve a estar en boca de todos y tuvimos la oportunidad de experimentar en primera mano la entrega.

Lleno de guiños a la saga original, acompañado de la sátira ridícula que tanto caracteriza a la saga completa y con un mundo lleno de vida y cosa por hacer (o destruir), los Saints están de regreso y están decididos a quedarse un tiempo más, sin importar a cuánta gente tengan que matar.


Tráiler


Ficha Técnica

  • Título: Saints Row
  • Lanzamiento: 23 de agosto, 2022
  • Publisher: Deep Silver
  • Desarrollador: Deep Silver Volition
  • Formato de lanzamiento: PS4, PS5, Xbox One, Xbox Series X/S, PC (Epic Games)
  • Restricción de edad: Mayores de 17 años
  • Valor: $59.99 USD en PS Store y Xbox Store, $21.050 CLP en Epic Games.
  • Formato de compra: Compra física (Versión normal, Criminal Customs Edition, Notorius Edition), compra digital (Versión normal, Gold Edition, Platinum Edition)
  • Género: Acción, Aventura, Sandbox, Shooter
  • Plataforma usada para la reseña: PS5

Requerimientos del sistema


Sinopsis

Cuatro amigos viven en Santo Ileso, cada uno con su respectiva pandilla, pero todos existiendo juntos en un mismo apartamento. Neenah es parte de los Panteros, Kevin (o Kev) pertenece a los Idols, Eli trabaja para Marshall y el jefe es un espíritu libre.

Por una serie de eventos desafortunados, el jefe debe afrontar la cesantía, y con una renta pendiente por pagar, la vida de los cuatro no mejora. Hasta que toma una decisión que les cambiará la vida: fundar su propia pandilla, los Saints.

Portando el color morado y como emblema la flor de lis, los cuatro personajes tendrán que hacerse un espacio en el mundo delictivo de Santo Ileso. Batallando contra las otras facciones, teniendo sus propias aventuras y llevando su negocio criminal a lo más alto.

¿Qué desafíos tendrán que enfrentar los Saints para llegar a conquistar la ciudad? ¿Cuáles serán sus mayores rivales en este proceso? ¿Podrán pagar la renta de su apartamento?.


Gameplay

Saints Row trae un mundo lleno de vida, actividades y posibilidades en la palma de nuestras manos, en donde podemos elegir qué hacer y cómo hacerlo. Desde poner un negocio de fraude de seguros, hasta tu propia marca de ropa, estos son solo ejemplos de lo que podemos hacer.

El título tiene variados aspectos que acompañan la historia y las cosas que se pueden subir, como un simple árbol de habilidades o una lista de ventajas pasivas. La nueva entrega de esta franquicia trae un mundo mucho más completo y llenos de cosas que alimentan la jugabilidad.

En cierto punto, la cantidad de actividades puede ser abrumadora, pero eso es algo que dejaremos para la sección del veredicto. Por ahora te contamos todo lo que trae la jugabilidad del Saints Row, que no es poca.

Todo al alcance de tu celular

La herramienta principal para todo el juego es nuestro confiable teléfono. Con este podemos acceder a distintas «aplicaciones», que tienen cada una su propósito. Aquí encontramos las misiones principales de la historia, desafíos generales, misiones secundarias y más.

Con un total de 12 opciones en el celular, la cantidad de cosas por hacer no son pocas. Como bien, adelantamos podemos encontrar las misiones principales, que avanzan la historia. Pero también encontramos el mapa, con cada una de las actividades por hacer.

La opción de personalizar el estilo (completo) de tu personaje, la opción de cámara, habilidades, ventajas, misiones de sicario, hasta tu banco personal. Y, cómo no, la lista de contactos de tus amigos para poder llamarlos cuando las cosas se ponen un poco intensas.

Sobre las habilidades y ventajas, les daré más espacio más adelante. Con respecto de las misiones de sicario, son lo que suenan: misiones de asesinato. Cada una es diferente y conlleva distintos requisitos para el asesinato.

Todos los objetivos de Wanted tienen su propia historia y recompensas, lo cual les da aún más personalidad a las misiones. Tampoco es que sean muchos, así que no se siente tan abrumador de terminar.

Sé tu propio jefe… y jefe de los demás

Uno de los temas principales de esta reconocida saga, que vuelve sátira en todo lo que conocemos sobre el mundo de pandillas, es construir tu imperio criminal. En este sentido, el nuevo Saints Row da mayor atención a este concepto.

Durante la historia podrás desbloquear y construir distintos negocios «lícitos» para poder hacer más grande nuestra pandilla y nuestras ganancias. Mientras vayamos avanzando en la historia, no solo se desbloquearan nuevas empresas, sino que también subirán los precios que nos piden.

Cuando elijamos un nuevo edificio, elegiremos un lugar específico donde ponerlo, hay varios sectores predeterminados, pero uno elige dónde centrarse. Una vez construido el nuevo negocio, es momento de iniciar su ascenso.

Desde tráfico de drogas con fachada de comida rápida, hasta tu propia empresa de disfraces y máscaras, la cantidad de trabajos que puedes construir son variados. Y como son diferentes, cada uno tiene sus respectivas misiones para completar.

Las misiones que tienes para hacer crecer tu negocio responden directamente a lo que significa el negocio, y cada una tiene su propia personalidad. Con la comida rápida debes robar las van de la competencia, como con la empresa de disfraces preparas robos a grande escala… disfrazado.

Sumado a eso, cada sector donde decidas poner tu propio negocio deberá ser «limpiado» de amenazas. Estas son pequeñas misiones donde tienes que atacar y bajarle la influencia a la facción que alguna vez controlaba ese lugar antes de que los Saints llegaran.

Estas no son tan variadas y se repiten harto. Son cosas como matar a todos los enemigos de la zona, destruir sus autos o encontrar sus alijos. De todas maneras, los negocios sobresalen por sí mismos.

Combate, armas y otras ventajas

Saints Row siempre se ha caracterizado por tener una gran lista de armas de todo tipo, algunas serias y destructivas, otras… ridículas y destructivas. Como olvidar el cañón de Dubstep de la anterior saga, única en su tipo.

Para este juego, nuevamente podemos ver esa idea, con una gran cantidad de armas a nuestro haber, cada una con la capacidad de ser personalizada y mejorada. Cada arma (al igual que los autos) tienen un desafío especial, al completar ese desafío se desbloquea la habilidad del arma.

Así que siéntete libre de equiparte el lanza piñatas y que parta la fiesta, con explosiones, flores y muchos colores. Perfecto para cualquier situación.

Pero el combate no termina ahí, evidentemente. Mientras avances en el juego, completes desafíos y subas de nivel serás recompensado con habilidades y ventajas. Las primeras, en su mayoría, son cosas activas, mientras que las ventajas son meramente pasivas.

Ambos aspectos te ayudarán a hacer tu imperio (y tu vida) un poco más fácil, siendo parte importante de los enfrentamientos del título. Ambas tienen un tipo de árbol de habilidades, que iras desbloqueando de a poco.

En el caso de las habilidades, solo puedes equipar cuatro al mismo tiempo. Cada una cuesta «flow», un tipo de recurso que ganas matando. Estas van desde curar tu vida por daño inflingido, hasta llamar un grupo de Saints que te ayuden en pelea.

Por el lado de las ventajas, todas son pasivas, puedes equiparte hasta cinco de estas ventajas que a su vez están clasificadas por importancia. Mientras más raras sean mejor es su efecto, con estas puedes recoger más balas del suelo o aguantar más el daño de quemadura.

¡Mantén extraño Santo Ileso!

Finalmente, cabe hablar de lo que conlleva el mapa y la exploración del sandbox de Saints Row. Aparte de los negocios y misiones que estos traen, aún quedan cosas que puedes hacer en el mapa, que en primer lugar no se ve tan grande.

Por un lado, tienes los coleccionables y por otro los «trabajillos», misiones pequeñas para ganar dinero. Los primeros están definidos por sus íconos de color amarillo, mientras que los «trabajillos» cuentan con íconos azules (los negocios son morados).

Con respecto a las pequeñas misiones secundarias, te las presentan solo como métodos para ganar dinero fácil y rápido. No toman mayor importancia con ellos y los tipos de misiones también varían con cada trabajo.

Puedes ser desde mula de carga para drogas, es decir, llevar la mercancía desde el lado A al lado B sin ser descubierto por los policías, hasta dejar malas calificaciones a negocios para que los dueños vayan a darte una paliza.

Mientras que cuando hablamos de los coleccionables son aún más variados. Por un lado, está la lista de misiones del hashtag #keepitstrange, este te invita a sacarle fotos a los lugares más llamativos de Santo Ileso.

Por el otro, puedes encontrar cargamentos de droga que se extravió y puedes recuperar para tu pandilla, o bien bases de salto para usar tu planeador. Tú eliges.


Veredicto: Recomendado

Lo Bueno

  • La sátira divertida de las pandillas vuelve a estar llena de energía y ánimos.
  • Cada cosa que haces tiene su propia personalidad, algo que lo vuelve único y especial.
  • Nunca quedas sin actividades por hacer y completar, hay mucha vida.
  • Las empresas que puedes construir son muy divertidas y variadas.
  • La esencia de Saints Row se siente más refrescante.
  • El juego brilla por sus personajes, las personalidades que tienen y como se relacionan entre sí.

Lo Malo

  • Los problemas técnicos del juego están en todo momento.
  • La cantidad de cosas por hacer abruman, lo cual lo hacen cansador y más largos de lo que debería.
  • El juego opta por un acercamiento más maduro, que si bien, no es malo, puede no gustar a los fans más férreos.
  • La variedad (especialmente de ropa y personalización) no es mucha.

Mucho se habló en el último tiempo del reboot de la amada saga de Saints Row. Volver a ver la flor de lis morada en todo su esplendor, sin duda, era algo llamativo. Y la espera ha terminado, llegó de una vez por todas el título, y a pesar de ser diferente, recuerda al clásico.

Una saga que estuvo vigente desde el 2006 hasta el 2015 no es menor, y para quiénes lo jugaron, lo recuerdan con cariño. Con títulos como Grand Theft Auto, que se tomaba muy en serio su papel como sandbox, faltaba un título que bajara las exigencias y fuera más liviana, por lo que Saints Row era la respuesta.

Luego de siete años sin tener noticias de la franquicia, vuelve recargada y refrescante. Aún mantiene la esencia del juego, lo ridículo y la sátira está a flor de piel, y es de las cosas que más se agradecen en este reinicio de la saga.

El mundo es demasiado basto, todo está lleno de colores y vida, realmente nunca te quedas sin cosas por hacer, hasta conseguir el 100% del título. Pero eso es un problema, pues el juego está tan lleno de cosas por hacer, que se vuelve abrumador.

Ver el mapa y encontrarte con muchos íconos de misiones y coleccionables es realmente desalentador. Cuando te pones a ello, al final es fácil sacar las cosas, pero ir de esquina a esquina del mapa es realmente cansador.

Al final, vuelve la experiencia más lenta, ya que ir uno por uno en todos los puntos puede tomar bastante tiempo para el jugador.

Hablando en específico de las misiones de negocios, quizás llenan mucho las checklist de cosas del juego, pero se vuelve una de sus mecánicas más entretenidas. Cada negocio te da recompensas diferentes, que si bien, me hubieran gustado que fueran más variadas, se agradecen.

Las misiones son muy divertidas y cada una propone algo diferente, lo cual es una experiencia muy fresca al momento de armar tu imperio. Cada una de estas empresas se caracterizan por sí solas, tanto físicamente, como con quiénes la dirigen.

En este sentido, los personajes del título es donde más brilla Saints Row. La gran personalidad de la franquicia siempre ha recaído sobre los hombros de sus personajes, y aquí no es diferente.

Cada nombre, cada persona, tanto secundaria, como primaria, está llena de personalidad por sí misma. Como es una historia que se arma a través de sus protagonistas, es importante que así sea, y en este juego, el carisma que los actores de voz y los encargados de diseño le dan es excelente.

Este título sale a flote por sus personajes principalmente, y todo lo que estos representa y son. Diría que este mismo carisma logra hacerle el peso a los puntos negativos del título, tal vez es mucho cargar solo a sus personajes, pero aquí lo hacen bien.

Pero si algo puedo criticarle es la falta de variedad en la personalización fuera del personaje principal. Tanto en opciones de ropa, como personalización de autos y armas, en este sentido sentí que el juego le faltaba, esperaba más variedad, más opciones.

Cuando terminé de repasar las tiendas solo sentí cierta decepción, porque esperaba más personalización, más estilos, más opciones. Las opciones que daban muchas veces eran básicas, o se veían mal, o simplemente no eran bonitas. Eran las mismas poleras, con otro estampado.

Esto lo puedo sumar con la cantidad molesta de problemas técnicos del juego en término de la falta de pulido de este. Muchas misiones principales y secundarias no podía terminarlas porque se bugueaba el juego, afectando mi experiencia e inmersión.

Un error que se mantuvo en todas mis sesiones con el juego era un error en el mapa principal, en donde me dejo de mostrar los coleccionables. Solo dejaron de estar en su apartado «Todos» del mapa, y solo los podía ver apartes en la opción «Coleccionables» del mapa.

Este, si bien puede ser un detalle pequeño, era molesto, me daba la idea de que el mapa estaba vacío. Pero que en el minimapa se mostraba sin problema todo. De todas maneras, el juego estaba lleno de errores, lo cual sí me arruinó mis sesiones varias veces.

Pero, al fin y al cabo, Saints Row seguía siendo el mismo juego que alguna vez conocí con su tercera entrega. Su sátira, segundo aspecto en donde más brilla, estaba en un excelente punto, a pesar de haber tomado un camino más maduro, las risas no faltaron.

Cosas ridículas, como un juego de Dungeons and Dragons a nivel ciudad, que todos sabían qué pasaba si les disparabas con un arma de mentira. Las escenas exageradas, las frases que en primer lugar no deberían ser parte de una escena, pero que funcionan.

Lo irónico era parte de cada parte de la película, y creo que es algo que hay que destacar, porque al final esa es la esencia de la saga. Este es un juego en el que te puedes reír de situaciones tontas, mientras que te transformas en el jefe de la pandilla más importante de la ciudad.

En definitiva, el reinicio Saints Row creo que no alcanza a estar al nivel que se esperaba, pero dan unos primeros pasos muy sólidos para volver a la vida el juego. De por sí, es un título que brilla por dos factores en especial: sus personajes y la facilidad de su sátira.

Los personajes contribuyen mucho a la experiencia del juego, en que logras encariñarte de cada uno, que sobresalen con carisma. Por otro lado, la diversión y naturaleza del título en su comedia siempre es algo con lo que ha destacado, y aquí no es menor.

De todas maneras, al optar un camino más maduro y serio, choca un poco con lo que ha sido, además que abruma con la cantidad en cosas que uno puede hacer. Pero dejando de lado eso, y la cantidad desproporcionada de errores del título, Saints Row logra ser una experiencia nostálgica.

La flor de lis y el color morado vuelve a estar en las calles, personas y autos, y parece que ahora están decididos a quedarse más tiempos. Si logran aprender de estos errores, y agregan contenido considerable, seguramente estaríamos hablando de la vuelta de una franquicia.


AGRADECEMOS A DEEP SILVER POR EL CÓDIGO EN PS5 PARA PODER REALIZAR ESTE REVIEW.

Ignacio "Kairos" Riveros
Ignacio "Kairos" Riveros
Tengo 25 años. Desde que tengo memoria he sido parte del mundo del gaming, partiendo con la primera consola de Sony, PlayStation. Desde ahí me he hecho más parte de este mundo, agregando mis gustos por el cine, la animación japonesa y el manga.

Próximos eventos

¡Siguenos!

16,865FansMe gusta
1,841SeguidoresSeguir
650SeguidoresSeguir
759SeguidoresSeguir
729SeguidoresSeguir

Te recomendamos leer: